Quién era el Dios maya de la lluvia y más

En esta ocasión te traemos este interesante artículo referente al Dios maya de la lluvia, quien es, su historia y mucho más sobre esta deidad de la mitología precolombina que hoy en día se sigue celebrando estos rituales para la prosperidad y abundancia. ¡No dejes de leerlo!

DIOS MAYA DE LA LLUVIA

¿Quién era el dios maya de la lluvia?

El dios maya de la lluvia era conocido con el nombre de Caac o Chaak en el vocablo maya y en el idioma castellano se traduce como lluvia por lo cual esta deidad está relacionada con el agua y sobre todo con la que cae del cielo.

Al momento de llover se representa mediante la figura Tláloc para la etnia mexica y en cuanto a la etnia de los zapotecos se conoce con el nombre de Pitao Cocijo.

Fue el dios maya de la lluvia una de las deidades de mayor importancia en esta cultura por lo que los habitantes se encargaban de realizar las ofrendas con la intención que la deidad les proporcionase excelentes cosechas.

Para la mitología maya este dios maya de la lluvia vivía en cuevas y en lugares conocidos con el nombre de cenotes que eran para esta etnia la entrada al inframundo conocido como el Xibalbá.

Algo a considerar es que estas deidades mitológicas de los mayas no eran ídolos como creían los conquistadores españoles sino son una especie de energía que es imperceptible ante la mirada de los seres humanos.

DIOS MAYA DE LA LLUVIA

Según la mitología maya estas deidades tenían formas antropomorfas y zoomorfas, por lo que el dios maya de la lluvia se simbolizaba como un hombre mayor  que parecía más bien una rana y su nariz era bastante peculiar muy larga y curva además poseía unos colmillos curvos y largos.

Portaba el dios maya de la lluvia un hacha que hacía la alusión al trueno y sobre su cabeza se observa un adorno lo que frecuentemente se dibujaba era una faja que estaba anudada.

Su referencia con los cuatro puntos cardinales

Una de las cualidades del dios maya de la lluvia es que su ser estaba su vez dividido por cuatro deidades cada una representaba uno de los puntos cardinales por lo que era un ser mítico cuádruple y era muy fácil de distinguir ya que cada una tenía un color característico y un ave que le acompañaba.

Para el punto cardinal Norte el nombre del dios maya de la lluvia cambiaba a Sac Xib Chaac que hacía referencia a un hombre blanco y el ave que acompañaba a este ser mitológico era una paloma blanca.

En relación al punto cardinal Sur el dios maya de la lluvia cambiaba su nombre a Kan Xib Chaac se representaba a esta deidad con un hombre de amarillo y el ave que le acompañaba era una águila de color amarillo.

Por lo que al Este se le llamaba al dios maya de lluvia con el nombre Chac Xib Chaac el primer término se refería al color rojo y Xib significaba hombre el ave que acompañaba a esta deidad era un faisán de color rojo.

Par el punto cardinal Oeste utilizaba el dios maya de la lluvia el término EK Xib Chaac se simbolizaba con un hombre negro y el ave que acompañaba a este ser de la mitología maya era un cuervo negro.

Debido a la influencia del dios maya de la lluvia en la etnia de esa cultura se ha observado en los sitios arqueológicos gran cantidad de máscaras muy grandes alusivas a esta deidad mitológica maya incluso adornos en fachadas además de santuarios en honor a este dios.

Como se puede evidenciar en las ruinas arqueológicas de la ciudad de Uxmal donde era el dios maya de la lluvia su deidad principal y a él rendían ofrendas al igual como en otras ciudades como es el caso de Chichén Itzá, Sayil, Labná y Kabah donde se observan diversidad de mascarones y adornos que le simbolizan.

Fiesta religiosa a nombre del dios maya de la lluvia

Actualmente se evidencian en poblaciones de la cultura maya que se le rindo homenaje al Dios maya de la lluvia una vez al año conocida como Ceremonia de la Abundancia esta se realiza durante los meses de marzo y mayo. Se realiza con la intención de solicitar las lluvias y así culminar con la temporada de la sequía.

Se mantienen las raíces autóctonas de la cultura maya en esta ceremonia prehispánica donde se solicita al dios mediante ofrendas como son gallinas, masa de maíz.

Al igual que granos y sin faltar el Balché que es un licor de la cultura maya para elaborar una comida conocida como Cool que es un caldo de pollo o gallina con verduras y masa esto se ofrece a la deidad de la lluvia.

Luego de esta rica ofrenda el sacerdote maya realiza una oración en dialecto maya para luego poder consumir los alimentos durante la ceremonia al dios maya de la lluvia y en esta festividad religiosa participa todos los habitantes del pueblo con la intención de atraer la prosperidad a todos los involucrados.

Si te ha parecido interesante el presente artículo, te invito a visitar los siguientes enlaces:

(Visited 333 times, 1 visits today)

Deja un comentario